Archivos Mensuales: agosto 2013

Tortilla española

20130805-115108.jpgEsta es la receta de tortilla que he hecho hoy. No hay dos recetas iguales y no siempre la hago igual. Mis chicos se van a la playa y hoy no se van a poder quejar de la comida. Un día de playa sin tortilla es como un verano sin sol.

Ojo, muchas mamás le ponen perejil a la tortilla, que le da un sabor inconfundible, pero a mis hijos no les gusta, así que no se lo pongo.

INGREDIENTES PARA TRES PERSONAS:

  • 1kg de papas
  • 4 huevos
  • un chorrito de leche
  • 1 cebolla pequeña
  • 2 lonchas de queso gouda
  • 4 lonchas de jamón de pavo
  • aceite de oliva en abundancia
  • sal

ELABORACIÓN

En primer lugar cortamos la cebolla en una juliana fina y la sofreímos en abundante aceite hasta que queda transparente. Hay un truco para no usar tanto aceite que es ponerla en el microondas con un chorrito de aceite durante unos 10 minutos a potencia media. A continuación cortamos las papas en dados y las freímos en abundante aceite sin dejar que se doren del todo, basta con que queden bien blanditas. Mientras, cortamos el jamón y el queso en trozos pequeños y batimos los huevos. Es recomendable que los huevos los abramos primero en un recipiente separado de uno en uno, por si alguno sale malo no se mezcle con el resto y no los perdamos todos. Una vez tengamos las papas listas, mezclamos todos los ingredientes en un bol grande y añadimos sal al gusto.

Preparamos una sartén grande cubriendo el fondo con aceite de oliva, lo suficiente como para que no se pegue la tortilla, esperamos a que esté bien caliente y vertemos en ella todo el contenido del bol. Dependiendo del tamaño de la sartén, la tortilla quedará más o menos gruesa, y dependiendo de eso tardará más o menos en hacerse bien. Lo ideal es empezar con fuego fuerte, y bajarlo rápidamente a la mitad más o menos, para que no se queme y el huevo vaya cuajando. De todas formas todo es cuestión de gustos, hay a quien le gusta que el huevo quede algo líquido, para eso es mejor subir el fuego para que cuaje por fuera y darle la vuelta pronto, esperar unos pocos segundos y sacarla. Si por el contrario nos gusta más hecha, pues nada, a esperar se toca, cuanto menos fuego le demos, más opciones de que no se queme y de que quede bien seca. Si no la vamos a comer al momento, yo prefiero dejarla bien hecha, por eso de la salmonelosis y demás.

Cuando veamos que ya el fondo ha cuajado bien y no hay miedo de que la tortilla se parta, le daremos la vuelta. A priori darle la vuelta a la tortilla puede parecer una misión difícil, pero solo hace falta un plato llano y un poco de decisión. Es recomendable no hacerlo encima del fuego por si cayera algo de huevo, en este vídeo se ve muy bien cómo hacerlo.

Y nada, ya solo nos queda esperar un minutillo o dos y la tortilla estará lista.

Me ha quedado una entrada bastante larga, pero pensando en aquellos que no hayan hecho una tortilla en su vida porque simplemente son de fuera o porque no han cocinado nunca, preferí expandirme un poquillo más.

Anuncios

Judías a la vinagreta

20130804-125844.jpg

Esta es una versión de la tradicional receta que todos conocemos, pero en este caso he omitido la cebolla deliberadamente porque la cebolla cruda no es santo de mi devoción. Es muy rápida de hacer y muy fresquita para el verano. Solo con verla apetece comerla.

INGREDIENTES

  • 2 huevos duros
  • 1 bote pequeño de judías blancas
  • 2 tomates granditos
  • medio pimiento rojo
  • 1 puñao de aceitunas negras en rodajas.
  • vinagre de jerez
  • aceite de oliva virgen

ELABORACIÓN

Troceamos todo pequeñito, lo mezclamos y rociamos con aceite y vinagre al gusto. Lo metemos un ratito antes en la nevera para que coja sabor y listo. Más fácil no se puede.